Momentos de terror vivieron dos empleadas del shop de una estación de servicio ubicada en Octavio Pinto al 2700, en Córdoba. Ocurrió en la mañana de este domingo.

Un hombre ingresó a las 6:30 y pidió un desayuno. Minutos antes de las 8, habiendo quedado solo en el local junto a las dos mujeres, se levantó de su mesa y comenzó a masturbarse mientras las miraba fijamente.

Pero eso no fue todo: con los pantalones bajos, el depravado cruzó hacia la zona de las trabajadoras e intentó abalanzarse sobre ellas. La empleada que estaba atendiendo corrió y él, antes de seguirla, incluso abrió la caja registradora y sacó algo de dinero.

Las mujeres intentaron resguardarse en la cocina y el hombre siguió acechándolas. Para defenderse le arrojaron dos vasos de vidrio, pero no fueron suficientes para evitar que continúe avanzando.

Por suerte, el guardia de seguridad advirtió la situación y pudo reducir al delincuente, que luego fue detenido por la policía. El encargado de la estación de servicio compartió el video con ElDoce.tv para denunciar el aberrante hecho que tuvieron que soportar las víctimas.

Si bien no trascendió hasta el momento mayor información sobre el detenido, las empleadas aseguraron que en todo momento se lo notó consciente de sus actos.

Embed

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate