El primero llegó a los 25 del primero tiempo. Su compañero Matías Gómez condujo una contra letal casi desde su área, recorriendo 64 metros con pelota dominada, para luego dar el pase al delantero. Frente Sebastián Bértoli, Silva no se puso nervioso y la pinchó por encima del arquero.

Embed

El segundo llegó cinco minutos más tarde y de pelota parada. El delantero conectó un gran cabezazo dentro del área luego de un centro desde la derecha. La pelota se ubicó arriba en lo alto, cerca del ángulo derecho, y dejó sin chances a Bértoli.

Embed

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate