Venecia ahora -como mínimo temporalmente- se queda sin agua. Los famosos canales de la ciudad del norte de Italia están con el agua bajo mínimos y, en muchos de ellos, ni siquiera se puede navegar. Una estampa muy distinta a la que buscan los miles de turistas que viajan a la ciudad con la ilusión de dar un romántico paseo en góndola.

Este es el segundo año consecutivo en que la ciudad ha visto niveles de marea históricamente bajos. Y justo en febrero, en pleno mes de Carnaval. El Gran Canal, uno de los principales corredores de tráfico de Venecia, permanece abierto para los autobuses acuáticos de la ciudad, que habían sido desviados de los canales más pequeños.

Esta marea excepcionalmente baja podría ser consecuencia, según la prensa italiana, del fenómeno astronómico de la superluna azul de sangre, que se pudo observar esta semana en diversos puntos del planeta. No obstante, la prensa también apunta que se trata también de un signo de la negligencia con la que las autoridades han mantenido el centro histórico durante al menos un siglo, publicó Telefé Noticias.

Comentá y expresate

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

Conflicto con el transporte: ¿qué es lo que más te preocupa?

La suba del boleto
Los horarios y frecuencias
Los recorridos
El estado de los colectivos
Tener que viajar amontonados
ver resultados

Las Más Leídas