Unos ocho adolescentes fueron derivados al Hospital San Martín de Paraná tras los festejos del Último Primer Día -UPD-. La mayoría fue por excesos en la ingesta de alcohol. Unos 36 carritos con bebidas fueron secuestrados.

En total, fueron seis adolescentes varones y una mujer los que fueron atendidos en el nosocomio a raíz del consumo de bebidas alcohólicas. Otro joven fue hospitalizado por sufrir un accidente, que le provocó diversos traumatismos.

Según explicó la Policía, los adolescentes alcoholizados sufrieron distintas descompensaciones por el consumo en la previa, ya que en la Costanera donde se concentraron estaba prohibido el ingreso con alcohol.

Para la realización del evento, que se concentró en la zona de la Locomotora y alrededores, la Municipalidad montó un escenario con música. La Policía, por su parte, dispuso un operativo especial de control.

En ese marco, los efectivos policiales llevaron a cabo exhaustivas requisas de los adolescentes que llegaron y les incautaron gran cantidad de bebidas alcohólicas.

Si bien la UPD se realizó este martes a la noche y primeras horas de este miércoles por darse el inicio oficial de clases, se espera que vuelva a repetirse el domingo que viene debido a que aún no hay paro confirmado.

Comentá y expresate