El reinicio del campeonato generó un cruce entre la AFA y la Superliga. La entidad que comanda Claudio “Chiqui” Tapia emitió en un documento en el que denuncia un “claro desinterés” de los organizadores del torneo de por la Selección Sub 23, que afrontará el Preolímpico en Colombia.

En el texto oficial, los directivos de la calle Viamonte expresaron que el calendario de la Superliga referente a las fechas restantes para la finalización de la competición -de la 17 a la 21- debilitará a los equipos que se encuentren en plena definición por la convocatoria de sus jugadores al combinado nacional. Un caso paradigmático es el de San Lorenzo, que cedió a su delantero Adolfo Gaich y al defensor Marcelo Herrera a la Selección Argentina Sub 20, dos jugadores titulares destacados en la primera rueda.

“La conducta desplegada por la conducción de la SAF, muy lejos de observar el espíritu de colaboración y consenso que debe existir entre ambas instituciones, pone a confrontar el interés público del Torneo de la Superliga con nuestra Selección Nacional, ocasionando un perjuicio injustificado a los intereses económicos que nutren a nuestro querido fútbol argentino”, señala un párrafo del duro comunicado.

En esa línea, profundiza: “Entendemos que el fútbol argentino es una marca mundial con intereses homogéneos que incluyen el fútbol profesional y amateur, las selecciones nacionales, los jugadores que nos representan en el mundo, etcétera; y en la estructura estatutaria y reglamentaria actual, no es solo AFA quien debe velar por la defensa de los intereses del fútbol argentino, sino que la SAF de la misma manera debe propender a esos fines”.

Ante el comunicado de AFA, la Superliga dio una respuesta oficial a través de otro documento. El ente organizador planteó que los cronogramas fueron pactados de forma mutua y en un tiempo prudencial.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate