jueves 19 de enero de 2023
Ahora

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Fernando Báez Sosa

Habló la mamá de uno de los rugbiers: "Nosotros también lo sentimos y lo sufrimos mucho"

Lo dijo la madre de Blas Cinalli, primer familiar que declara en el juicio oral por la muerte de Fernando Báez Sosa. Luego continuó su relato Rosalía Zárate, mamá de Máximo Thomsen

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

María Paula Cinalli, mamá del rugbier Blas Cinalli, declaró frente a los Tribunales de Dolores y manifestó: "Es un desastre, una desgracia muy grande. No quiero ni pensar lo que les pasará a los papás de este chico, pero nosotros también lo sentimos y lo sufrimos mucho".

Antes de que eso ocurriera, los papás de Fernando Báez Sosa, Silvino y Graciela, se retiraron de la audiencia con una postura de mucho dolor y angustia.

Luego, María Paula explicó cómo inició el viaje del joven Cinalli a la localidad balnearia: "Vino con una propuesta de ir a Villa Gesell y como tenía 18 años le dije que sí, no fui con él".

"Ni bien nos enteramos de todo esto no sabíamos quién era el fallecido, ni siquiera sabía que era mi hijo el involucrado, nos enteramos por las redes", resaltó la mujer.

En un testimonio corto, se pudo observar que de a poco Máximo Thomsen se quebró en llanto. Aun así, el Tribunal no dio lugar y continuó el relato de Rosalía Zárate, mamá del último rugbier mencionado.

"Me enteré lo qué pasó y lo fui a ver detenido. Me duelen muchos los insultos, me sentía cada vez peor, más angustiada. Aguanté y aguanté, me enfermé y no quería salir de mi casa", manifestó Rosalía.

Desde ese momento, su hijo no pudo contener las lágrimas y hasta el abogado Hugo Tomei debió acercarse para ver qué sucedía.

"Salgo al médico y a ver a mi hijo, es lo único que hago. Me operaron y ahora sigo en tratamiento, el médico me dijo que tenía cáncer", señaló la mujer y finalizó al destacar "es una pesadilla esto".

Luego de dicha declaración, Máximo Thomsen pidió la palabra y allí comenzó un testimonio de casi una hora, en el que relató lo que ocurrió aquella madrugada.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar