Las autoridades de Aerolíneas Argentinas descubrieron que seis empleados falsificaban su ingreso a su lugar de trabajo en los talleres de mantenimiento, al turnarse para ingresar uno solo de ellos y marcar por varios.

Esa práctica, se realizaba de lunes a viernes, mientras que los sábados y domingos, cuando se pagaban horas extras, asistían todos los empleados.

Los empleados despedidos con causa y por lo tanto sin indemnización, entre los cuales hay un delegado gremial, cumplían el horario matutino que arranca a las 6:00, pero el autor del fraude llegaba alrededor de las 5:00 para evitar ser descubierto por compañeros de otras secciones, según fuentes de la empresa citadas.

Primero ingresaban en el sistema el número de legajo y luego colocaban los falsos dedos, que contenían las huellas dactilares. De lo que no se percataron fue de las grabaciones cámaras de seguridad de la zona, en la que se ve cómo cometían las irregularidades y demoraban más tiempo de lo habitual en el lugar.

El fraude fue develado por las imágenes de cámaras de seguridad, lo que derivó en una investigación de la Policía Aeroportuaria, y el dispositivo blanco para falsear las huellas por el momento no había sido secuestrado.

Fuente: Minuto Uno.

Comentá y expresate