Durante la tarde del domingo personal policial, tras recibir un aviso de la Central del 911, acudió hasta un inmueble ubicado en 4 de Enero 1500, esto es, frente a la Legislatura de la provincia de Santa Fe.

Una vez en el lugar los uniformados entrevistaron a un joven, de 27 años, quien dio cuenta que al llegar a su departamento advirtió que la puerta había sido violentada.

Minutos después el denunciante ingresó acompañado por los agentes y constató que le faltaba una suma cercana al medio millón de pesos.

Agregó que dicho dinero pertenece a una empresa familiar dedicada a la venta de alimento y que para ingresar al edificio se debe utilizar tarjeta magnética.

Como es de rigor se comisionaron los peritos y se informó de lo sucedido al fiscal en turno quien dispuso una serie de medidas al respecto.

Fuente: El Litoral

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate