Ignacio Cañete, el anciano acusado de secuestrar y violar a una joven de 19 años, quedó libre tras estar un solo día tras las rejas. Así lo confirmo el hombre de 81 años al sitio Infobae. "Me soltaron por viejito", manifestó.

Bajo la falsa promesa de trabajo, el anciano reclutó a una joven misionera de 19 años y está acusado de obligarla a mantener relaciones sexuales con él. El anciano fue detenido en la ciudad de Hudson, partido de Berazategui, provincia de Buenos Aires, y la investigación del caso comenzó a partir de la denuncia de la víctima, que en una de las salidas dio aviso a la policía de la situación que vivía.

La joven de Misiones conoció al acusado a través de Facebook. En su relato, contó que el hombre la encerraba y ponía varios candados en las puertas y la obligaba, cuchillo en mano, a mantener relaciones cinco veces por día.

En ese sentido, la Policía de la provincia de Buenos Aires solicitó la intervención del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, que a través del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento de Víctimas por el Delito de Trata de Personas asistieron a la joven.

Tras el allanamiento en la casa del detenido, las autoridades secuestraron una escopeta calibre 16, una pistola .380, una carabina, material pornográfico, preservativos, pastillas de sildenafil (viagra), cigarrillos de marihuana, y pertenencias de la víctima.

Además del delito de trata, el hombre fue imputado por tenencia ilegal de arma de uso civil y de guerra, y por infracción a la ley de drogas. En el caso interviene el Juzgado Federal en Primera Instancia de Quilmes, la UFI y J N° 2 descentralizada de Berazategui.

Embed

Fuente: La Nación.

Comentá y expresate