miércoles 21 de febrero de 2024
Ahora

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Cámara de Diputados

Martín Menem, el libertario que eligió Milei en Diputados

El Presidente electo Javier Milei optó por un libertario para estar al frente de la Cámara de Diputados.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Finalmente, después de varias idas y venidas, Javier Milei se decidió por el libertario decidió por Martín Menem, un libertario "puro" de La Libertad Avanza para conducir la Cámara de Diputados. Se trata de uno de los principales cargos principales en el Congreso; lugar clave para realizar negociaciones con los otros partidos, en el impulso de la agenda legislativa del Ejecutivo.

Elección de Martín Menem

El Presidente electo, tras su viaje a los Estados Unidos, se había reunido con los diputados y senadores de Libertad Avanza para comenzar a planear su agenda legislativa, determinar cómo interactuarán con el PRO y definir la designación de autoridades en las Cámaras.

El foco estuvo puesto en ordenar el bloque y definir la presidencia de la Cámara baja -y de las dudas que hay en el Senado- para enviar un mensaje al PRO.

Uno de los nombres que rondaba para estar al frente de la Cámara de Diputados era Florencio Randazzo, referente del peronismo disidente y aliado del cordobés Juan Schiaretti, al frente de la Cámara de Diputados. Por su parte, el partido que preside Patricia Bullrich estaba convencido de que el halcón Cristian Ritondo se quedaría con ese lugar tras el apoyo que le otorgaron en las elecciones.

El presidente electo aseguró a lo largo de la campaña que buscaría hacer pasar la reforma del Estado por el Congreso. En ese sentido, se destacan la reducción de ministerios a ocho (Economía, Capital Humano, Infraestructura, Seguridad, Defensa, Interior, Justicia, Defensa y Relaciones Exteriores), la baja del gasto público en el 15% del PBI y un presupuesto sin déficit fiscal.

En la misma línea, se encuentra la eliminación de la obra púbica (1,7% del PBI), los subsidios (1,9% del PBI), las transferencias a provincias (0,7%), el déficit de empresas públicas (0,8%) y su funcionamiento (2,5%).

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar