Policías de Chajarí lograron mantener con vida a un niño de tres años mientras era trasladado al hospital, posibilitando que sea atendido con éxito. El hecho ocurrió este sábado a la madrugada, cuando una mujer llamó pidiendo ayuda desesperada porque su hijo estaba con convulsiones. Rápidamente dos policías de esa localidad acudieron al barrio Citrícola, desde donde trasladaron al menor en un móvil policial hasta el hospital Santa Rosa, mientras le realizaban RCP.

Según reproduce 7 Páginas, eran alrededor de las 3 de la madrugada cuando el móvil acudió al llamado desesperado de Juliana Bonazola, de 34 años, porque su hijo de tres años, Damián Benítez, tenía convulsiones.

Inmediatamente, los Sargento Jorge González y Carlos Villagra se dirigieron allí y fueron quienes trasladaron al menor mientras le practicaban RCP. En el Hospital Santa Rosa donde fueron atendidos por personal de guardia, quedando fuera de peligro e internado en observación.

De acuerdo datos aportados por la mujer, habría llegado hasta allí en su vehículo particular y tras sufrir desperfectos mecánicos solicito la ayuda a los funcionarios, dado que por el alto estado febril que padecía el menor había comenzado a sufrir convulsiones.

Comentá y expresate