“Vamos a hacer un esfuerzo porque lo peor que le puede pasar a la Argentina en términos de imagen pública del país es que no haya Presupuesto”, aseguró este lunes el jefe del interbloque de senadores de Argentina Federal, Miguel Pichetto, durante la presentación del ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

En un extenso planteo, Pichetto advirtió, en relación a lo sucedido en la Cámara de Diputados, que “en Argentina vende mucho ser radicalizado” y a la vez “los medios juegan al jueguito de prender el fuego”, con lo cual “construir instancias democráticas de dialogo en Argentina es una tarea inviable”.

“A pesar de todo eso, nos pusimos a trabajar desde el mismo ingreso del Presupuesto, y este Presupuesto no es el mismo que el proyecto del Poder Ejecutivo, ha tenido reformas importantes, sobre todo en la estructura de gastos de las provincias”, ponderó el jefe del bloque Justicialista en declaraciones reproducidas por Parlamentario.

Pichetto remarcó la necesidad de aprobar el Presupuesto porque de lo contrario “la existencia misma del Parlamento estaría en discusión”, y reconoció que “muchas veces el Presupuesto se convierte en una estructura simbólica” porque “la realidad económica a veces determina ajustes sobre la marcha”.

“Es mucho mejor para el país que haya Presupuesto, por lo menos en términos simbólicos”, insistió, si bien consideró que el de 2019 es un “Presupuesto de emergencia” donde el objetivo es “tratar de atenuar lo más que se pueda el impacto sobre los sectores más sensibles”.

Por su parte, el formoseño José Mayans, también del bloque Justicialista, alertó: “Del Presupuesto que votamos el año pasado no queda nada. Hablaron de un crecimiento del 1,5%, de una inflación del 10% y de un dólar a 19 pesos, y lo más triste es que al otro día de que el Congreso votó el Presupuesto, dijeron que todo lo que habíamos votado no servía”.

Al tomar la palabra, Dujovne respondió al planteo y afirmó que el nivel de ejecución presupuestaria de los últimos años fue “similar” a la ley sancionada respectivamente por el Congreso.

“Ustedes presentaban presupuestos con una inflación del 8% anual, y eso arrancó desde que empezó la intervención del Indec en 2007”, reprochó el ministro.

Y agregó: “Cuando presentamos el proyecto del año pasado, con un crecimiento del 3,5, la inflación proyectada no difería de las estimaciones privadas en el relevamiento de expectativas que recoge el Banco Central, cosa que es muy diferente de la mentira sistemática y delictiva del gobierno anterior cada vez que formulaba el Presupuesto”.

“La buena fe con la que fueron elaborados los números no puede ser cuestionada”, sintetizó Dujovne.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate