En su camino a Buenos Aires, la llama olímpica pasó en manos de grandes figuras del deporte argentino: Sebastián Crismanich (taekwondo), Luciana Aymar (hockey), Walter Pérez (ciclismo) y Gabriela Sabatini (tenis).

Los relevistas finales fueron Pedro Ibarra (jockey), Cecilia Carranza (vela), Iñaki Mazza (BMX), Celeste D’Arcangelo (Gimnasia artística). El pebetero olímpico finalmente fue encendido por Paula Pareto (judo) y Santiago Lange (vela), en forma conjunta.

Embed

Fuente: Minuto Uno.

Comentá y expresate