Un bebé de 9 meses falleció este viernes producto del severo cuadro de salud que presentaba tras ser picado por un alacrán.

La familia del menor es oriunda de Arocena, departamento San Jerónimo, Santa Fe. Tras ser picado por el alacrán, el niño fue trasladado al Samco de Barrancas. Allí recibió el antídoto y luego fue derivado a un centro de mayor complejidad en la ciudad de Coronda.

No obstante, el cuadro empeoró, por lo que el bebé debió ser internado el pasado sábado en el hospital de Niños “Orlando Alassia”.

Allí permaneció los últimos días pero, lamentablemente y pese al esfuerzo de los médicos, este viernes se produjo su deceso, publicó El Litoral.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate