El micrófono le jugó una mala pasada a Gabriela Michetti. En la previa a la apertura del Año Legislativo en el Congreso, la vicepresidenta de la Nación protagonizó un blooper con el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó. "Ayudame, boludo. No me dan pelota", se le escuchó decir, pese al bullicio de la sala.

Comentá y expresate