Un mecánico fue asesinado de una puñalada y su hijo y hermano resultaron heridos durante una discusión con un cliente en un barrio de la capital de Corrientes y el fiscal del caso aseguró hoy que se trató de “un ataque de furia”.

El crimen se produjo en el barrio Mil Viviendas, cuando Andrés Cufré se presentó en el taller mecánico de José Antonio Momparler y, tras una discusión en torno al cobro y arreglo de su auto, apuñaló al mecánico, que murió antes de llegar al hospital.

Todo comenzó cuando Cufré pide que le cambien las bujías y le pasaron un presupuesto de $3.000. El cliente aceptó la propuesta pero cuando vuelve a buscar el auto le dicen que debido a la inundación, las válvulas del motor también se habían dañado por lo que el presupuesto sería en realidad de $18.000.

No contento con la situación, Cufré averiguó en otro taller donde le pasaron un precio menor por lo que cuando quiso ir a buscar el auto al taller de la familia Momparler le exigieron el pago de los $3 mil. El cliente le entregó $2.700 y el mecánico le dijo que hasta que no le lleve el dinero restante, no le iba a dar el vehículo.

"El hecho ya está esclarecido de acuerdo a la autoría. Fue un ataque de furia. Una situación que se le escapó de las manos", dijo el fiscal a cargo de la instrucción Gustavo Robineau.

En el mismo hecho fueron heridos a cuchilladas el hijo del mecánico, Jhonatan Momparler de 21 años y el hermano de la víctima Daniel Momparler, quienes debieron ser hospitalizados y aún continúan internados en recuperación, según señalaron autoridades sanitarias.

“El arma blanca es utilizada por el imputado, que llega al taller, donde estaban estas personas trabajando y fueron agredidas”, detalló Robineau en declaraciones a Radio Dos.

En tanto, agregó que el detonante fue “la reparación del vehículo" BMW modelo 97 o 98 de Cufrè que Momparler debía arreglar.En este sentido, explicó que la “reacción se dio en virtud de la reparación de un vehículo, aparecen las diferencias”.

“La gresca se inicia por el desperfecto del vehículo, que se había mojado, y después deriva en una cuestión más compleja”, explicó el fiscal, quien dijo que el precio inicial del trabajo habría sido de 300 pesos y derivó en 18 mil.

Por otra parte, remarcó que el imputado ingresó al taller armado y que “la discusión fue levantando temperatura y terminó en este hecho”.

Fuente: Minuto Uno.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Qué opinás del programa de Productos Esenciales de Nación?

Ayuda a la economía familiar
No encuentro los productos
No sirve
ver resultados

Las Más Leídas