Un joven cantante lírico se llevó todos los aplausos en La Tribuna de Guido y tras ver actuación, Iliana Calabró le pidió que cante algo más a capela. El muchacho aceptó el desafío e interpretó 'O sole mio.

Cuando terminó de cantar, Rocío Marengo rompió en llanto. "Pará todo, ¿qué te pasó?", le preguntó Guido Kaczka. "Estoy bien, estoy bien. Se me mezcla con cosas personales. Perdón, perdón", expuso Marengo, aún conmovida.

El conductor se acercó a su posición, la abrazó y explicó: "La está pasando bravo, Rocío. Como nos sucede a veces en la vida que tenemos esas situaciones tan dolorosas y a la vez tenemos que seguir adelante con lo que hacemos por nosotros y por las personas que nos rodean. Y es muy díficil".

"Es la vida y gracias al equipo y a vos, de corazón", agregó Rocío. "Vamos a hacer una cosa, vamos a un corte y volvemos", decidió Kaczka para darle tiempo a reponerse.

Comentá y expresate