El Gobierno anunció que aplicará la Ley de Abastecimiento para congelar durante 90 días el precio de los combustibles. En ese marco, los expendedores consideran que la iniciativa podría traer problemas de abastecimiento.

"Lo que estamos viviendo es una relación entre el gobierno y petroleras. Nos imaginamos que había una negociación. No imaginamos a la Gendarmería trayéndonos combustible. Entendemos que va a generar un trastorno muy importante en la provisión de combustible", consideró Alejandro Di Palma, propietario de una estación de servicio en Paraná.

En ese marco, Di Palma explicó: "Históricamente cada vez que las petroleras entendieron que perdían dinero empezaron a restringir, empezó a haber faltantes".

"Vemos un escenario donde las petroleras están enconadas con el Gobierno", indicó.

Embed

Comentá y expresate