Paulo Londra fue muy cuestionado en las redes sociales cuando se dieron a conocer los pedidos que habría hecho para participar del Festival Jesús Maríaque comenzó el 9 de enero en Córdoba.

El cantante habría dicho que no quería dar entrevistas, grabar videos, sacarse fotos o firmar autógrafos.

“Se le vino arriba la fama”, “yo pensaba que era un pibe humilde”, “lo único que tiene es un nombre”, fueron algunos de los comentarios que se dijeron en las redes sociales.

Sin embargo, sus fanáticos no tardaron en salir a defenderlo: “Esas exigencias venían de parte de sus representantes. Él tiene un contrato con gente y lo tiene que cumplir si no quiere problemas legales, así que es entendible”. Y sumaron: “No digan mentiras”.

Comentá y expresate