El letrado señaló que los episodios de violencia habrían comenzado cuando el padre de la nena, Miguel Ángel Cristo, obtuvo la tenencia de la pequeña, en agosto de 2018: "Hasta ese momento estaba con un abuelo paterno. Esto está corroborado con los directivos del centro de salud Corrales, donde asistía llevada por ellos".

Acorde a lo informado por la institución sanitaria, hasta ese mes del año pasado la niña estaba en peso y tenía todas las vacunas: "Hemos articulado con el Copnaf, en función de lo que se hizo con los hijos de la pareja. Se constató que su estado de salud es óptimo. Es la contracara de la niña víctima de homicidio".

Malvasio indicó que, de momento, la pareja de Cristo no está imputada. Asimismo aclaró que no se descarta que en un futuro pueda estarlo: "Estamos analizando la evidencia y veremos qué medidas adoptamos, si es imputada o citada como testigo".

El último viernes la Justicia allanó el garage donde Nahiara vivía con sus padre -imputado por homicidio agravado y con 60 días de prisión preventiva-, su pareja y tres hermanos: "Se hizo una planimetría y se sacaron fotografías para dejar constatado el lugar donde ocurrió el hecho. Además entrevistamos a vecinos, que han ido contando la dinámica del domicilio, que va corroborando el hecho delictivo".

Embed

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate