Jorge Zonzini decidió no renovar su función como vocero y a través de un comunicado oficial se distanció de los padres: Confío en Nahir, no en ellos”, expresó en un comunicado.

A continuación se transcribe en forma completa el documento:

"Habiéndose cumplido en el día de la fecha los 3 meses pactados inicialmente tras mi designación, por parte de Nahir Mariana Galarza como manager y su voz ante la opinión pública y los medios de comunicación, he decidido en forma unilateral no renovar mi función por diferencias substanciales e irreconciliables con su entorno, fundamentalmente, con su grupo primario.

No así con Nahir, quien contó, cuenta y contará siempre con mi lealtad, confidencialidad y apoyo incondicional hasta el instante final en que, de llegar a la instancia de tener un juicio justo, se la condene o se la absuelva de ésta causa viciada por la mentira, la intriga y el lamentable desempeño de la justicia entrerriana.

Es menester ratificar en éste comunicado que, así como lo hiciere en cada programa de televisión que estuve o en cada nota radial y en todo debate ante la opinión pública y medios nacionales e internacionales, son cuatro los puntos fundamentales confirmados tras mi comprometida inserción en el caso, durante éstos duros 90 días tanto en la causa, como en los social, como así también dentro del entorno de Nahir como lo son:

Mi absoluta, e íntima, convicción sobre que la joven Nahir no jaló el gatillo que terminó con el trágico suceso que conmovió a la opinión pública nacional e internacional aquella triste madrugada del pasado 29 de diciembre de 2017 en Gualeguaychú.

Mi absoluta, e íntima, convicción sobre que Nahir no declaró en la justicia por voluntad propia sino que lo hiciera siendo digitada, instada y coaccionada para que se auto incriminara en una suerte de sugestivo acuerdo entre partes donde todos parecieron quedar conformes.

Mi absoluta, e íntima, convicción sobre que habiendo podido ver quien suscribe todas las pericias psicológicas (las oficiales y las de confronte de partes), Nahir no cuenta con las herramientas ni la estructura emocional para haberse podido negar al pedido de la “autoridad” realizado para que se auto incrimine y que lo que es más grave, aún, en su fuero interno permanece erróneamente su convicción de haber realizado un acto de amor puro inmolándose ella misma para proteger a terceros y velar por el cuidado y futuro de sus seres más queridos.

Mi absoluta, e íntima, convicción sobre que el pobrísimo y lamentable desempeño de la justicia entrerriana, que cuenta con un fiscal (Rondoni Caffa) que no investigó la Violencia de Género que consta en el expediente pero se paseó por todos los canales satanizando el perfil de Nahir , así como que la misma justicia cuenta con la inacción de un Juez de Garantías (el ex policía Mario Figueroa) que no garantiza nada (ambos fueron denunciados por Violencia Institucional contra Nahir), solo será visibilizado en instancias superiores como Casación o en la propia Corte Suprema de Justicia ya que en sinto ía con la pueblada, la pre condena social, la complicidad de los medios locales y el proclamado linchamiento público, “la justicia y la sociedad entrerrianas ya la condenaron” vejando de base el fundacional “principio de inocencia” hasta tanto se demuestre lo contrario así como la imposibilidad de permitirle a Nahir un “juicio justo y una legítima defensa”.

Asimismo, por si fuera necesario y una vez más, confirmo fervientemente mi confianza en Nahir pero, lamentablemente, no en su entorno.

Por último trasmito mi preocupación por las miles de chicas como “Nahir” que se encuentran en total estado de indefensión detenidas en celdas de nuestras provincias, muchas de ellas bajo estados chacareros, patriarcales y machistas, que como hace cien años, aun, encarcelan primero a las mujeres en lugar de brindarles contención, ayudarlas a contar la verdad y prestarles asistencia integral por medio verdaderos equipos de peritos psiquiátricos y psicológicos “especializados en Violencia de Género” para que mientras se realiza la instrucción de las causas, puedan ir brindándole a los jueces las herramientas para que se estudie el verdadero contexto en que se produjeron los hechos y las coyunturas en las cuales transitaron sus vidas.

Asimismo confirmo que lejos de retirar mi más alto interés en el caso, habiéndome transformado en una de las personas que más conoce sobre el mismo seguiré debatiendo, confrontando y aportando toda mi experiencia y conocimiento para llegar a la verdad. La única diferencia es que, a partir de ahora, lo haré en forma de consultor independiente e imparcial”.

Comentá y expresate