El primer ministro, Boris Johnson, había anunciado que este lunes 19 levantarían las restricciones de todo tipo por el coronavirus aunque eso pueda provocar que haya 100.000 casos por día.

Boris Johnson instó a los adultos más jóvenes a vacunarse y apeló a la responsabilidad de los ciudadanos para retirar las restricciones. Ya no será obligatorio el uso de barbijo, sino que será la decisión de cada persona utilizarlo o no. Además, eventos con público como estadios de fútbol o bares y boliches estarán abiertos a plena capacidad. No habrá distanciamiento ni límite de personas en reuniones en espacios abiertos o cerrados.

Solamente se obligará al aislamiento a las personas contagiadas y que sean contacto estrecho.

Actualmente, más del 68% de la población está vacunada con al menos una dosis de la vacuna y más del 50% está vacunado con el esquema completo. Sin embargo, los casos diarios van en aumento y en las últimas 24 horas se registraron 45.159 nuevos contagios y 42 muertes (Our World In Data).

El mandatario británico dijo cuando adelantó el levantamiento de las medidas restrictivas que era posible que los casos aumenten, pero la disminución de la proporción entre los casos confirmados y la cantidad de hospitalizaciones y muertes es lo que alentó al gobierno a avanzar a la fase 4 de sus medidas.

Johnson también anunció que regirá un sistema de seguimiento del Servicio Público Sanitario (NHS por sus siglas en inglés) y que aquellas personas que sean positivas de Covid-19 se aíslen hasta el 16 de agosto. De hecho, el primer ministro comenzó con las nuevas medidas estando aislado, ya que es contacto estrecho de Sajid Javid, el ministro de sanidad, quien dio positivo de Covid-19.

Sin embargo, esta decisión de retirar todas las restricciones son tomadas como una apuesta y muchas organizaciones ponen atención a lo que pueda pasar con la variante Delta en Inglaterra. Neil Ferguson, miembro del Sage, grupo científico asesor del Ejecutivo, señaló que es “casi inevitable” que las infecciones por coronavirus alcancen los 100.000 casos diarios junto con el millar de hospitalizaciones.

En total, Inglaterra acumula más de 128.000 muertes por la enfermedad. El resto de los países del Reino Unido; Escocia, Gales e Irlanda del Norte no tomarán las mismas medidas de levantamiento.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate