Una mujer de 42 años fue hallada desnutrida y con un fuerte deterioro psicológico en Venado Tuerto, por lo que fue derivada al Hospital Gutiérrez de esa ciudad. La denuncia fue realizada por Mirtha, una vecina que hace doce años viene advirtiendo ante los gritos de la mujer que estaba cautiva al lado de su casa.

Según informó Radio Mitre, la mujer fue encerrada por su padre y, tras la muerte de este, uno de sus hermanos (el cual continúa en libertad), continuó con la privación ilegítima. La encontraron rodeada de sus propios excrementos, desnuda y desnutrida y se presume que ha estado cautiva por 20 años.

Según indica el canal de noticias Crónica, la policía pudo ingresar al lugar luego que la concejal Liliana Rostom se hiciera cargo de las denuncias presentadas por una vecina.

Desde la Asociación de Mujeres Resilientes de Rosario, Fernanda Serna, aseguró: “Esta es la Justicia que tiene Santa Fe. El calvario de M… comenzó hace veinte años cuando el papá la encerró porque tenía novio. Doce años después, cuando muere el hombre, es su hermano Mario quien continúa, argumentando que tenía problemas psiquiátricos“.

Mirtha, la vecina que lleva doce años denunciando la situación, explicó que “en total son seis hermanos. Todos sabían lo que pasaba. Intentaron taparlo pero yo no podía quedarme sin hacer nada. Mi casa se volvió un infierno porque se escuchaba el sufrimiento. Eran tremendos los tormentos que pasaba esa chica“.

Según la denunciante, la Comisaría de la Mujer enviaba a la Policía, pero “el hermano no les abría la puerta exigiendo una orden de un juez y tampoco lograban escucharse los gritos de Marisa a quien de seguro hacían callar“.

La víctima se encuentra atendida en el hospital, según las últimas novedades.

Fuentes: El Litoral, Mitre, Crónica

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate