Un grupo de arqueólogos egipcios descubrió varios animales momificados de unos 2.700 años de antigüedad en la necrópolis de Saqqara, al sur de El Cairo, anunció el ministro de Antigüedades del país, Jaled Anani.

"No estamos hablando de un nuevo hallazgo a secas. Es un museo nuevo, entero", dijo Anani sobre el hallazgo.

Los arqueólogos también hallaron una colección perteneciente a antiguas deidades egipcias, incluyendo 73 estatuillas de bronce que representan al dios Osiris, seis estatuas de madera del dios Ptah-Soker, 11 estatuas de madera y de loza del dios leona Sekhmet, así como una estatua tallada de la diosa Neith, con la corona del Bajo Egipto.

Saqqara es un lugar que los antiguos egipcios visitaban para venerar a los animales sagrados, en especial durante la 26ª dinastía, fecha de la que datan los hallazgos.

Según informó el portal Al Ahram "la mayoría de los animales, según los análisis, son leones, entre ellos cachorros de entre seis y ocho meses, junto a momias de gatos, mangostas, cocodrilos, terneros y halcones", publicó Crónica.

En total se trata de 75 estatuas de madera y bronce de diferentes formas y tamaños, un grupo de gatos momificados encontrados dentro de 25 cajas de madera con tapas decoradas con textos jeroglíficos y estatuas de madera de animales y pájaros, incluyendo el toro Apis, la mangosta, el Ibis, el halcón y el antiguo dios egipcio Anubis en forma animal, informó DPA.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate