Un campesino del pueblo indio de Ajanwa murió el sábado pasado tras haber sido mordido por una víbora y morderla en respuesta, informó Times of India.

El incidente ocurrió cuando Parvat Gala Baria, de 70 años, trabajaba en su granja. Al ser mordido por una serpiente, entró en ira y de un mordisco le arrancó un pedazo al reptil.

Momentos después se desmayó y fue llevado al hospital de la ciudad de Lunawada, donde murió cuatro horas más tarde.

La nuera dijo a los periodistas que un pariente de la víctima procedió a 'vengarse' quemando a la víbora y llevando sus restos al centro médico.

Comentá y expresate