Tras permanecer desaparecida durante nueve días, localizaron a Rómula Arrúa -de 66 años- en Rosario, confirmaron desde la División Trata de Personas de la Policía a AHORA.

Había sido vista por última vez el jueves 25 de octubre y desde entonces su paradero era un misterio. La búsqueda mantuvo en vilo a la familia y a toda la sociedad. Finalmente, gracias al aporte de una mujer que la vio en la iglesia del Padre Ignacio en Rosario y alertó al 911, lograron localizarla.

Según se informó, la mujer manifestó a los uniformados haberse ido por propia voluntad a partir de problemas familiares. Tal como establece el protocolo, la mujer será examinada por un médico policial que constatará su estado de salud.

Posteriormente será entrevistada por la fiscal Sandra Terregno, quien está a cargo de la causa que investigaba su paradero.

Nueve días de búsqueda

Los investigadores no descartaban ninguna hipótesis. La rastrearon con perros adiestrados en Paraná, analizaron la posibilidad de que estuviera en otra localidad entrerriana e intentaron dar con cada uno de los pasajeros que viajaron en el mismo colectivo de línea que Rómula, el día que desapareció.

Este viernes se supo que Rómula fue registrada por las cámaras de seguridad de la Terminal de Ómnibus de Paraná la tarde del mismo día de su desaparición. Tenía un bolso y se presumía que había tomado un colectivo hacia otra ciudad.

La Policía admitió que también estuvieron chequeando los datos que distintos videntes aportaron a la familia. Por la corazonada de una vidente, el esposo de la mujer viajó a Santa Elena, departamento La Paz, pero no estaba.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate