Este sábado vence el programa "Precios cuidados" y no hay dudas de que será renovado por otros cuatro meses, es decir, hasta diciembre. Pero como suele ocurrir desde que está vigente el plan, las negociaciones entre las empresas y la Secretaría de Comercio Interior se producen contrarreloj e implican un ida y vuelta que se termina definiendo a último momento.

En esta oportunidad, la tensión es mayor, ya que la brecha entre lo que pretenden las compañías de aumento y lo que quiere autorizar el Gobierno es más amplia producto de la fuerte devaluación ocurrida el mes pasado, tras las PASO. Según fuentes de varias firmas consultadas porInfobae, el promedio de incrementos que reclama el sector privado ronda el 10%, pero desde el Gobierno se están resistiendo.

Ante un escenario político difícil para el oficialismo, y con un nivel de inflación ya acelerada producto de la suba del dólar –las consultoras ya esperan 55% para todo el año y las cifras de agosto y septiembre serán elevadas–, el secretario de Comercio, Ignacio Werner, les está pidiendo a los empresarios moderación.

El anuncio se realizaría el lunes, según precisaron en Comercio. Actualmente, Precios Cuidados cuenta con 560 productos, entre los que se incluyen los 64 Productos Esenciales, que son los ítems básicos cuyos precios no se modificarán hasta noviembre. El resto va cambiando cada vez que se produce una renovación, por lo que es imposible hacer un seguimiento del precio.

Aunque el Gobierno les reconocerá a las empresas un aumento de los costos producto de la devaluación, cuidará que el promedio no sea superior al 5%, aseguraron fuentes privadas según lo que les transmitieron desde Comercio Interior.

Pero si hay una baja importante de productos e ingresan nuevos (como viene sucediendo en las anteriores ediciones), no puede tomarse el precio anterior como parámetro por lo que no vale la comparación. Lo que habrá que considerar es el número de artículos que se mantienen respecto de la lista hoy vigente.

Hoy hay muchas pequeñas y medianas empresas que integran el programa, cuando en sus inicios estaban básicamente las grandes compañías. ¿Por qué? No sólo porque las grandes tienen productos en "Esenciales", sino porque también fueron dando de baja algunos otros. Y a las más chicas les conviene la exposición en góndola. Y ello también ocurrirá en esta oportunidad. Algunas empresas abandonarán el plan porque no les es redituable.Según fuentes de algunas compañías, algunos productos de estación y muy atados al dólar serían dados de baja, como por ejemplo algunos chocolates.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate