El senador provincial Ángel Giano se refirió a la aprobación bajo la forma de ley del Protocolo para casos de abuso infantil que la provincia viene trabajando ya hace ocho años. "Entre Ríos es un ejemplo en el tratamiento de abuso sexual de niños, niñas y adolescentes. Viene trabajando desde 2010 con un protocolo interinstitucional. Porque cuando hay una denuncia cada uno de los trabajadores sabe qué hacer frente a ella, protegiendo al menor", indicó.

En diálogo con Telenoche, el senador entrerriano indicó: "Entre Ríos fue la primera provincia en tener un protocolo, y ahora es la primera en tener una ley. El problema fundamental es que las maestras o enfermeras no se animaban a denunciar por miedo. La mayoría de los abusos suceden intrafamiliarmente. Muchas veces en las comisarías no se atendían bien las denuncias, y el protocolo ordenó", explicó.

En ese sentido, sostuvo que "hay que dejar de lado lo más que se pueda a quien recibió la denuncia, porque muchas veces los niños le cuentan al ordenanza o a la maestra".

"Me parece muy importante que hoy tenga jerarquía de ley, porque las gestiones van pasando, y si no están con una línea que ordene es muy difícil que se conozca, socialice y se tome conciencia", agregó.

"El resguardo y el temor es uno de los motivos por los cuales trabajamos el protocolo. El Poder Judicial interviene, toma cartas en el asunto, y quien recibió la denuncia queda a salvo. Han bajado los casos de abusos y subido las condenas. Ha sido un éxito, sobre todo por el trabajo en redes, con las instituciones del Estado y organizaciones de la sociedad civil", concluyó Giano.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate