El Gobierno nacional, a través de la Secretaría de Alimentos y Bioeconomía, perteneciente a la Secretaría de Gobierno de Agroindustria, autorizó a Monsanto a empezar a comercializar una nueva semilla transgénicaen el país.

La aprobación de la comercialización de este nuevo organismo vegetal genéticamente modificado (OVGM) se publicó en el Boletín oficial este martes y avala a la empresa multinacional a vender los productos y los subproductos derivados de ésta, provenientes del maíz.

Luego de las evaluaciones que llevaron adelante la Comisión Nacional Asesora de Biotecnología Agropecuaria (CONABIA), el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) y la subsecretaría de Mercados Agropecuarios del Ministerio de Agricultura, se determinó que la nueva semilla es resistente al glifosato y a los insectos lepidópteros (las mariposas).

Según estas entidades los riesgos de bioseguridad derivados de este cultivo a gran escala no difieren de los del cultivo de maíz no genéticamente modificado, por lo que este nuevo desarrollo no debería presentar efectos adversos sobre el agroecosistema.

No obstante, la resolución aclara que la firma "deberá suministrar en forma inmediata a la autoridad competente toda nueva información científico-técnica que surja que pudiera afectar o invalidar las conclusiones científicas en las que se basaron los dictámenes que sirven de antecedente a la presente autorización".

Por este motivo, la medida podría quedar sin efecto si, a criterio de la autoridad competente, existe nueva información que da cuenta de un riesgo potencial en su aplicación.

A contramano de las luchas ambientalistas contra los transgénicos, el Gobierno aprobó de esta manera la 60° semilla transgénica en la historia argentina, desde la primera soja RR, tolerante al glifosato, que se autorizó en 1996, según los registros de la Conabia.

Un dato relevante es que el ritmo de aprobación de OVGM se potenció durante la presidencia de Mauricio Macri: en cuatro años, se avalaron 25 desarrollos transgénicos, casi la mitad de todos los autorizados en los últimos 23 ejercicios (el 41%). De ellos, 18 fueron aprobados en los últimos dos años de gestión.

Fuente: LM Diario.

Comentá y expresate