El Fondo Monetario Internacional (FMI) admitió que las altas tasas de interés de la Argentina son "un costo a pagar en el corto plazo para lograr estabilidad" y sostuvo que una alternativa a este plan económico sería "peor" que el proceso actual.

Así lo señalaron en conferencia de prensa, el director del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, Alejandro Werner, y los integrantes de su equipo. Argentina "necesita de las altas tasas para generar una estabilidad macroeconómica", sostuvo en ese marco Nigel Chalk, subdirector de dicho departamento.

Con una metáfora meteorológica, el economista del Fondo reconoció que "es cierto que hay vientos de frente respecto de las tasas de interés, y creemos que el sistema necesita esto para generar estabilidad macroeconómica".

"Sin estabilidad macroeconómica no hay posibilidad de que la Argentina crezca; hay un costo a pagar en el corto plazo para lograr estabilidad y una alternativa a esto sería peor", sostuvo el funcionario, tras repasar datos de mejora en salarios reales, en nivel de actividad de los últimos dos meses y haber aportado pronósticos más favorables en el agro.

Consultado por la prensa sobre "qué garantías" podrían tener los pronósticos de recuperación del país, el director Werner admitió que "los pronósticos son pronósticos y tienen un nivel de incertidumbre importante, y más aún con el nivel de volatilidad y fragilidad" de la economía argentina.

"Estamos viendo ahora que para 2019 la recesión quizá sea menor a la pronosticada , porque vimos que los números de enero y febrero resultaron mejores de lo que esperábamos. Un factor que no fue incorporado, sin embargo, es el brote de volatilidad financiera de los últimos tiempos, y hay que ver cómo se estabiliza el mercado después del nuevo precio del mercado cambiario y el ajuste de tasas de interés nominales", se explayó el Werner.

Fuente: Ámbito.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate