El exdirector de Obras Sanitarias de Entre Ríos, Hugo Righelato, acordó una pena con el Ministerio Público Fiscal, en el marco de un juicio abreviado que tendrá su audiencia este viernes 13, según informó la Oficina de Gestión de Audiencias -OGA-.

La condena sería de 3 años de prisión efectiva, inhabilitación perpetua para ocupar cargos públicos más la devolución de bienes inmuebles y dinero al Estado. El acuerdo entre las partes será presentado hoy a las 10 ante el juez, quien decidirá si lo homologa o no.

El exfuncionario está imputado por los supuestos delitos de peculado de bienes y servicios y administración fraudulenta. Durante la investigación se habló que también podrían ampliar la imputación por delito ambiental en otra causa en la que se investigó la contratación de obras de provisión de agua potable en la provincia.

Esa causa se inició tras una denuncia de la agrupación ambientalista M´Biguá, cuyo expediente fue caratulado “Fundación M´Bigua su presentación s/Peculado”. En el marco de esta investigación, se practicaron peritajes a caños de agua secuestrados en Oro Verde y Ramírez, que habrían sido utilizados en la industria petrolera.

Righelato está imputado desde 2016 por el delito de peculado de bienes y servicios por su participación en al menos tres empresas que eran proveedores del Estado: Ecocien SA (conformada en 2014), Azul SRL (creada en 2011) y Tecno Geo SA (formada en 2009).

Los fiscales determinaron que las empresas no contaban con personal, y que los trabajos que se les adjudicaban eran realizados por trabajadores y maquinaria de Obras Sanitarias. El caso de Righelato salió a la luz en 2016 por una investigación de la revista Análisis, y tuvo una alta repercusión pública cuando fue detenido el 11 de octubre de ese año, a la medianoche, mientras intentaba sacar documentación del organismo público de su casa ubicada en calle Fraternidad.

Tras la detención hubo allanamientos en su vivienda, en las empresas que se le vinculan y en el organismo estatal. En uno de esos procedimientos, personal policial secuestró cerca de 70 mil pesos. El 12 de octubre de 2016, el exfuncionario se abstuvo de declarar ante los fiscales. Righelato permaneció detenido en la Unidad Penal N°1 de Paraná hasta el 7 de diciembre de ese año, fecha en que se le dio el beneficio de la prisión domiciliaria que terminó el 7 de marzo de 2017, según publicó Entre Ríos Ahora.

Comentá y expresate