Junio arrancó con la puesta en marcha de una batería de medidas dispuestas por el Banco Central para aliviar la presión sobre el mercado cambiario, lo que le permitió este lunes a la autoridad monetaria comprar divisas por segunda jornada consecutiva y engrosar así las reservas.

En este contexto, el dólar turista -con el 30% de recargo por el impuesto PAÍS- bajó cinco centavos este lunes a $91,94, por primera vez en casi dos meses, en agencias y entidades financieras de la city porteña, ya que la cotización promedio del billete minorista en los bancos (sin el impuesto) retrocedió cuatro centavos a $70,72, según promedio de Ámbito.

Por su parte, el dólar en el Banco Nación cerró a $70,50, mientras que en el canal electrónico se mantuvo a $70,45.

El billete se desacopló del Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), donde la divisa subió nueve centavos a $68,63, en una rueda en la que la estrategia oficial consiguió generar un escenario que le permitió al Banco Central terminar con saldo positivo por su intervención.

Dólar CCL y MEP

A pesar de las restricciones, el dólar CCL -que surge de la compraventa de bonos o acciones con el fin de hacerse de dólares y depositarlos fuera del país- subió un 0,6% ($0,66) a $114,08, por lo que la brecha con la cotización oficial mayorista ascendió al 66,2%.

A la par, el dólar MEP o Bolsa -misma operatoria que el CCL pero dentro de la Argentina- avanzó un 1% ($1,06) a $108,77, lo cual dejó un spread del 58,5% frente a la divisa que opera en el MULC.

Comentá y expresate