El Vaticano expulsó en octubre a un cura de la Iglesia Católica que está acusado de abusar a un menor de edad. Se trata de José Luis Serre, de 59 años, quien se desempeñaba como autoridad de la parroquia Nuestra Señora de Lourdes en Necochea, según indicó el obispo de Mar del Plata, Gabriel Mestre.

La Iglesia de Mar del Plata tomó conocimiento de la situación en 2017 y hace unos días informaron de la expulsión del cura, quien "quedó excluido de forma definitiva y total del estado clerical", según un comunicado publicado en redes sociales y explicado en conferencia de prensa por las autoridades del obispado.

Embed

Sin embargo, se suscitó otra polémica. En el lugar de Serre ubicaron a Alejandro Martínez, un sacerdote que fue mencionado en una causa por delitos de pedofilia en el Colegio Nuestra Señora del Camino de Mar del Plata. Cuando comenzaron a circular estas versiones, apareció un nuevo comunicado de las autoridades.

"El padre Alejando no posee ningún antecedente ni constan denuncias fundadas de abuso u otras faltas morales", expresaron y afirmaron que Martínez "fue involucrado injustamente" junto a otros miembros del establecimiento, por un grupo de padres de la institución. "No fue procesado, ni siquiera indagado por ausencia total de pruebas que lo posibilitaran", agregaron.

Embed

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate