La exprocuradora de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) Alicia Ibáñez, su hijo Roberto Izaguirre Ibáñez, Luis Salvador Morelli y Sergio de Araquistain están próximos a ser llevados a juicio oral por haber presuntamente estafado al fisco en 84 millones de pesos.

La Cámara Federal de Apelaciones de Paraná confirmó el procesamiento –en un fallo dividido– y los dejó a un paso de ser sometidos a juicio por el delito de asociación ilícita tributaria. Sin embargo, el tribunal consideró que el embargo de 21 millones de pesos para cada uno de ellos era “desproporcionado” (sic), que el juez de primera instancia “no ha realizado una fundamentación suficiente” y mandó revisar ese punto.

La ex procuradora Alicia Ibáñez está acusada de ser integrante de una asociación ilícita tributaria, en complicidad con el abogado Izaguirre Ibáñez –su hijo– y los contadores Morelli y De Araquistain, que serían los jefes u organizadores de la organización delictiva. En caso de ser condenados, podrían recibir penas de entre tres años y medio y diez años de cárcel.

La organización delictiva habría funcionado entre septiembre de 2010 y mayo de 2015, desplegando una compleja maniobra contable que consistía en el ofrecimiento de certificados mellizos de retención a distintas empresas para que los utilizaran para cancelación de obligaciones fiscales mediante el sistema de compensaciones.

Las juezas Beatriz Aranguren y Cintia Gómez señalaron que “el análisis efectuado por el magistrado (de primera instancia, Pablo Andrés Seró) se sustenta en los antecedentes de la causa y en la prueba colectada, suficiente para el dictado de un auto de procesamiento, por lo que el mismo deviene ajustado a derecho”, publicó Página Judicial.

Comentá y expresate