La Policía logró encontrar una escopeta que estaban utilizando cazadores furtivos en unos campos de María Grande.

Efectivos policiales dependientes de Comisaría María Grande, promediando las 23 de este lunes, recibieron un llamado telefónico, mediante el cual personal policial del destacamento María Grande Segundo Sur ponían en conocimiento que habían oído disparos de arma de fuego en una chacra ubicada frente al destacamento.

Además, según el llamado, también habían divisado a lo lejos entre cuatro a cinco personas desconocidas, que se daban a la fuga hacia la zona de monte ubicado hacia el cardinal sur.

Tras el llamado, este martes a las 8, luego que los uniformados realizaron un rastrillaje por la zona mencionada, encontraron una escopeta calibre .12, de un solo caño, con un cartucho en recamara sin percutir, al cual se hallaba escondida entre los pastos.

En el lugar se realizaron las diligencias de rigor, secuestrándose formalmente el arma de fuego, interviniendo personal de la Dirección Criminalística; poniendo en conocimiento del suceso a la fiscalía en turno, se dispuso que se inicie el legajo judicial correspondiente a los fines de establecer la real procedencia y propiedad.

Comentá y expresate