Víctor Chanenko, exjefe de la Delegación local de la Policía Federal, declaró como testimonio en la Causa Celis-Varisco, que investiga los presuntos vínculos del narcotráfico con la gestión municipal.

El comisario fue quien supervisó la investigación policial que comenzó en 2015 y concluyó con la interceptación de una avioneta en una campo de Colonia Avellaneda, que había aterrizado con más de 317 kilos de marihuana.

Tras estas declaraciones, Griselda Bordeira, exfuncionaria imputada en la causa, destacó la importancia de Chanenko en la causa porque si bien reconoce los vínculos -que a su entender son de militancia política-, pero no respecto del narcotráfico.

"Es interesante lo que dijo Chanenko, porque más allá de que habla de la vinculación que nunca negamos, dice que nunca notó vinculación con el narcotráfico", expresó la expolicía, en declaraciones al Nueve.

Las breves palabras de Bordeira se dieron este martes por la mañana, en el marco del cuarto día de juicio, que da continuidad a las testimoniales.

Embed

Comentá y expresate