El fundador de Microsoft, Bill Gates, presentó en una feria de Beijing, China, un inodoro que funciona sin agua y transforma los desechos humanos en fertilizante.

El empresario reveló el modelo como parte de una apuesta para hacer frente a la crisis mundial de saneamiento.

"Esta exposición presenta por primera vez tecnologías y productos de saneamiento descentralizados radicalmente nuevos y listos para comercializarse", destacó Gates en un comunicado divulgado por la Fundación Bill y Melinda Gates.

Embed

El inodoro propuesto por Gates no necesita conectarse a ningún sistema de saneamiento, no requiere agua y transforma las deposiciones humanas en fertilizantes.

Algunos modelos ya están siendo probados en la ciudad sudafricana de Durban, donde también se están poniendo en marcha otros prototipos que se alimentan de energía solar.

Durante la presentación, el fundador de Microsoft mostró un tarro lleno de heces para explicar que los desechos humanos pueden provocar enfermedades como la diarrea o el cólera, que causan anualmente cerca de 500 mil muertes de chicos menores de 5 años en el mundo debido a enfermedades derivadas de la falta de higiene.

Gates explicó que se pierden más de US$200 mil millones por año debido los costos sanitarios y la baja productividad provocada por la falta de saneamiento adecuado.

Fuente: Minuto Uno.

Comentá y expresate