“Se trata de obras de saneamiento que beneficiarán a unos 100 mil paranaenses”, afirmó Bahl. “Le manifestamos al Presidente la necesidad que tenemos de construir una red cloacal para el Sur de la ciudad y de contar con una planta de tratamiento de efluentes cloacales para todo Paraná, teniendo en cuenta que, actualmente los desechos del saneamiento urbano se vierten en crudo directamente en el río”, afirmó el presidente municipal.

Bahl dijo que “estas son obras de vital importancia para el desarrollo socio urbano y ambiental de la ciudad, pero demandan una inversión que supera la capacidad financiera local, aunque contemos con la asistencia provincial”.

El intendente valoró el trabajo conjunto con la Nación y la Provincia y dijo que “estamos gestionando las obras que necesita Paraná para desarrollarse y crecer de manera ordenada hacia el futuro. Estamos trabajando para que la capital de la provincia sea una ciudad más limpia y sana”.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate