El 24 de junio, el mundo amaneció con la terrible noticia de que un edificio en una de las zonas más turísticas de Miami se había derrumbado con sus ocupantes que estaban adentro durmiendo.

La parte derrumbada del edificio involucró a 55 de las 136 unidades que tenía en total. En medio de los lamentos y los escombros iniciaron las tareas de rescate, que durante las primeras horas pudieron salvar a 35 personas.

miami 2.jpg

Pero luego, con la llegada de la tormenta tropical Elsa, las autoridades se vieron obligadas a suspender el operativo hasta que las condiciones climáticas lo permitieran. Luego de varios días se ordenó la demolición controlada de la parte que había quedado en pie y la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, anunció que se detenía la búsqueda de sobrevivientes y comenzaba la recuperación de cuerpos.

Ahora, a más de un mes de la tragedia, el lugar donde se erigía el edificio quedó vacío. Ya no queda prácticamente nada del viejo Champlain; todos los escombros fueron retirados y la zona permanece aislada por la policía.

Los escombros fueron trasladados a una zona cercana del aeropuerto para seguir realizando cuidadosamente tareas de búsqueda para recuperar a cualquier posible víctima.

Según informaron las autoridades, desde que se desplomó el edificio, 10.000 toneladas de escombros fueron retiradas.

AHORA accedió a imágenes exclusivas del lugar de los hechos, para conocer cómo está actualmente.

Aún se están investigando las causas del colapso, pero hasta ahora se sabe que el mantenimiento deficiente de la estructura del edificio fue un factor determinante.

Además se consideran otros factores que podrían haber desatado la catástrofe: el ambiente marino, que con el salitre corroe las barras de acero, la exposición a huracanes y la construcción de un edificio al lado que provocaba fuertes vibraciones, según informaron las personas del área.

El terreno donde estaba el edificio será vendido según la decisión del juez de Miami-Dade, Michael Hanzman, que aseguró que podría ser vendido en 100 millones de dólares; y, sumados a los 50 millones de dólares que las compañías aseguradoras tendrán que desembolsar, los usarán para indemnizar a las víctimas y a sus familias.

Esta decisión generó polémicas ya que algunas familias de las víctimas piden que se haga un memorial en el terreno donde ocurrió la tragedia y rechazan el interés económico ante la pérdida de un miembro cercano de la familia.

El edificio se encontraba en medio del proceso de recertificación, que se demoraba por el alto costo de 15 millones de dólares y en 2018 un reporte hecho por una firma de ingenieros alertó de serios problemas de estructura en la edificación que merecían atención urgente.

A los lados del terreno vacío del viejo Champlain Towers South en la avenida Collins quedaron a la derecha el nuevo edificio que estaba en construcción, y a la izquierda un complejo de departamentos con fines principalmente turísticos y unos metros más lejos, su edificio hermano: el Champlain Towers North, que fue revisado a causa del desplome del edificio sur y lo encontraron en perfectas condiciones.

Comentá y expresate

Lo último

Encuesta

¿Qué obras considerás que el Estado debe dar mayor prioridad?

Calles y rutas
Viviendas
Agua y saneamiento
Gas natural
Otras
ver resultados

Las Más Leídas