Mary es la dueña de una despensa de Paraná que, ante la falta de cambio, decidió implementar esta semana la entrega de vales por dos y tres pesos. De esta manera, evita que nadie salga perdiendo y que los clientes vuelvan a su negocio.

"Faltan las monedas de uno y dos pesos. Ante esa situación y como la gente no quiere que les dé una golosina, dije que tenía que hacer algo porque no puedo dejar de ganar dos pesos o que el cliente lo pierda y no venga", aseguró, en diálogo con el Nueve.

La comerciante de la despensa ubicada en Soler y Dupuy de la capital provincial señaló que ante la falta de monedas "la gente está reacia a recibir caramelos; vos ves la cara y no están conformes".

Si bien los billetes de dos pesos dejaron de circular por disposición del Banco Central a fines de abril, reconoció que "esto ya viene desde antes porque los billetes de dos pesos no había tantos" y ahora "la gente se empezó a cansar de los caramelos".

Ante esta situación, no le quedó otra alternativa que emitir vales. "Esos dos pesos sirven para otra ocasión. Esta semana empecé a hacerlo. Los juntan y los traen cuando vienen a comprar con el vale", explicó.

Consultada respecto de a quiénes los entrega, aclaró: "Yo lo hago con mis vecinos, no lo hago con gente que no conozco. Lo tomaron bien porque ante no tener que perder los pesos o llevar caramelos, prefieren eso".

En esta misma línea, indicó que "las monedas que van llegando las guardo para la gente que no conozco. Quienes pasan y no conozco, tenés que dales sí o sí moneda porque no podés no darles el vuelto".

Comentá y expresate