Una pareja de artistas se desnudó este jueves en el Museo del Prado, en la sala donde se exhiben los cuadros Adán y Eva, de Alberto Durero. Lo hicieron con el objetivo destruir "toda una serie de ideas y constructos sociales" que ello juzgan "ridículos", según explicaron a los medios, antes de ser detenidos por la Policía de Madrid y los servicios de seguridad de la famosa pinacoteca.

La "performance" comenzó a las 11 de la mañana, cuando los barceloneces Adrián Pino y Jet Brühl (según ellos mismos informaron en las redes sociales) se despojaron de la ropa que llevaban y se quedaron desnudos. Luego dejaron que varios visitantes del recinto los fotografiaran, imágenes que ya circulan por internet.

Embed

Fuentes del museo confirmaron a EFE el incidente. Una acción, dijeron, que ya intentaron hace dos años, aunque entonces "no les dio tiempo a desnudarse completamente".

"Nos preocupa que moleste a los demás o que puedan sentirse ofendidos, pero no podemos hacer mucho", explicaron. Cabe resaltar que las autoridades del Prado impiden que los visitantes entren descalzos o con comida, por ejemplo.

Los protagonistas, que se desnudaron cuando no había ningún menor en la sala, fueron identificados por la Policía española, y su acción podría acarrearles una sanción administrativa.

Embed
Ver esta publicación en Instagram

doble V. w/ @adrianpinoolivera. photo by @albagalicia_

Una publicación compartida por Jet Brühl (@jetbruhl) el

La pareja explicó (en un video que subió al portal Código Nuevo) que realizaron esta acción con un objetivo claro: destruir "toda una serie de ideas y constructos sociales" que consideran ridículos. ¿Y por qué estos cuadros? Eligieron Adán y Eva, de Durero, porque constituyen "la institución de la idea de género", explicaron.

"Nos colocamos desnudos con la particularidad de que me muestro como una mujer, con los genitales ocultos", explicó Pino. Su pareja, en tanto, precisó que, si bien es "biológicamente una mujer", no lo es "realmente".

La pareja dijo que además querían pasarla bien y divertirse, ya que "se aburren", señalaron.

Adrián Pino llevó a cabo acciones similares en 2017 y también este año frente a obras que evocan el poder divino de lo femenino, en museos como el Louvre, en París (Francia), la National Gallery de Londres (Inglaterra), el Pérgamo en Berlín (Alemania), o la Galería de la Academiade Florencia, en Italia, según se detalla en su página web.

Fuente: EFE

Comentá y expresate