En las primeras horas de ayer, un hombre halló con vida a un bebé entre la basura de un baldío del barrio Universitario, de la capital de Corrientes. Sin embargo, en horas de la tarde, confirmaron su deceso.

La policía, entretanto, se halla abocada en localizar a los padres del prematuro, que luego se comprobó que tenía una edad gestacional de unas 35 semanas.

Era un varón que estuvo con “asistencia respiratoria mecánica”, señaló Lilian Méndez Gallino, directora del hospital Neonatal “Eloísa Torrent de Vidal”, adonde fue llevada la criatura que fuera hallada a las 0.30 de ayer por calle Godoy Cruz, en inmediaciones de avenida Independencia.

Vendría a ser un bebé prematuro”, sostuvo la doctora en una charla con FM Radio Dos, en referencia al pequeño que se hallaba dentro de una pequeña caja.

Un vecino y ocasional transeúnte detuvo su auto y bajó a orinar. Se trata de David Traico, quien de inmediato llevó al niño al hospital Pediátrico Juan Pablo II y desde allí lo derivaron a Vidal.

“El pequeño estaba en una caja y lloraba”, comentó la persona que lo halló, quien dijo además que “nunca me pasó esto a mí. No pude dormir en toda la noche”.

Relató que “frené un rato para orinar, escuché un ruido, como de unos perritos, vi una cajita, donde estaba el bebé y lo llevé urgente al hospital. Se ve que estaba abandonado desde hacía un rato ya”, y añadió que “se ve que nació hacía horas y lo tiraron ahí, porque el ombligo estaba mal cortado”, sostuvo.

Policía

En otro orden de cosas, la policía por estas horas permanece abocada en tratar de ubicar a la madre o la persona que lo dejó en ese lugar. El comisario general César Fernández, director de la División Prevención del Delito, advirtió que “es un trabajo de campo que estamos averiguando, viendo las cámaras de seguridad del 911 y de algunos comercios de la zona para ver si podemos averiguar algo más”, comentó.

Señaló, además, que “la noticia nos llegó entre las 12 y 12.30 de la noche del hecho, cuando recibimos un llamado del servicio de seguridad hospitalaria donde manifestaban que un hombre había ingresado con un bebé recién nacido encontrado en la vía pública”, precisó ante Radio Dos.

Agregó que “esta persona señala que cuando circulaba en su vehículo particular por la avenida Independencia, bajó a orinar y escuchó un llanto, como de un gatito, le llamó la atención, vio una caja de cartón y con sorpresa ve a un bebé, que solo tenía una remerita. Con su pareja deciden llevarlo a su domicilio, lo abrigan y al ver que estaba poniéndose morado lo llevan al hospital Pediátrico”.

Fuente: El Litoral

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate